Una mirada a África como tablero de la geopolítica internacional

viernes, 29 de julio de 2011

MUJERES SAHARAUIS PIDEN LA NULIDAD DE LOS ACUERDOS DE MADRID


Salambuha Bubacar Lecuara (tercera desde la izquierda) en el homenaje que la Asociación Pro Derechos Humanos de España organizó el pasado 28 de junio en homenaje al magistrado José Antonio Martín Pallín por su compromiso con los derechos humanos.

Es sorprendente las molestias que se toman el majzén marroquí y sus aliados cuando están por medio los deplorables Acuerdos de Madrid y cualquier intento de reparar sus desastrosas y vergonzosas consecuencias. Un buen ejemplo es el torniquete al que, con la colaboración de profesionales de la intoxicación, se ha sometido esta semana a un naciente proyecto de asociación de mujeres saharauis (Asociación para el Desarrollo de la Mujer Saharaui-APDMSA) que se hicieron ilusiones de que, al tener sede social en España, estaban libres de las presiones marroquíes contra la causa saharaui.


En la iniciativa se habían involucrado el grupo de jóvenes saharauis que, a costa de horas de sueño y otros sacrificios, nutren la compleja gestión de la campaña de la APDHE, la Asociación por los Derechos Humanos de España, cuyo principal objetivo es que España reasuma las responsabilidades de potencia administradora y, para empezar, restituya a los saharauis ese derecho a la nacionalidad española que les fue usurpado a los saharauis de la provincia n.53 del Sáhara Español por medio de una estafa repugnante. Tan entusiasmadas están con el éxito de la campaña (que ya cuenta con firmantes de 60 países de todo el planeta), tan convencidas están de que la clave del conflicto saharaui se quedó atascada en esos acuerdos que los gobiernos españoles siguen haciendo como que fueron válidos, que decidieron dar un paso más: apoyar la campaña desde una asociación de mujeres que no se limitase a soflamas feministas y ampliar su repercusión sobre el terreno.


¿Por qué una asociación de mujeres? Como me explicaba en una reunión con otras compañeras Salambuha Bubacar Lecuara, la presidenta de la naciente APDMSA, hay mucho cansancio y mucha indignación entre los saharauis, especialmente entre los jóvenes, que ven como única solución el volver a la guerra. El Congreso que el Frente Polisario ya ha confirmado para finales de año, se perfila muy polémico (lo han reconocido los propios dirigentes saharauis) porque la población de los campamentos y los territorios ocupados empiezan a perder la paciencia con esas negociaciones, donde Marruecos solo quiere como única opción valida "la imposición de la autonomía" o mas bien de la "autonosuya", con la complicidad de España y otros gobernantes, grandes defensores de los Derechos Humanos,.......pero no en el Sahara.


LA CAMPAÑA DE LA APDHE, UNA APUESTA POR LA PAZ


Las voluntarias de la campaña de la APDHE comparten esta indignación pero no pierden de vista el importante papel que las mujeres saharauis han jugado para que la guerra sea él último recurso de su pueblo mientras queden otras alternativas. Y la campaña contra los acuerdos de Madrid les parece un alternativa de lo más potente porque, dice Salambuha Bubacar Lecuara, “si el gobierno español no puede demostrar la legalidad de los acuerdos, y con ello patente que España ha estado haciendo desde 1975 dejación de sus responsabilidades con el pueblo saharaui, "Marruecos habrá perdido para siempre".


Los marroquíes y sus aliados deben de estar de acuerdo con esta tesis y muy preocupados con el grave peligro que supone para su estrategia. De lo contrario, no se explica tanto enredar y mover hilos para lograr que el acto de presentación del proyecto todavía en pañales se intentase convertir en un acto para acusar al Polisario de "corrupto" y, al parecer, exclusivo culpable del drama saharaui, desde el alistamiento de periodistas que escriben sin haber estado en el lugar de los hechos, hasta la súbita metamorfosis de una miembro del grupo que procede de los territorios ocupados y que ahora se muestra dispuesta a jurar que dijo en su intervención en el acto lo que ninguno de los que estuvimos allí, oímos. Así es la guerra y no todo el mundo está predestinado a ser una Aminetu Haidar, ni tiene madera para resistir el miedo ante la dura situación de violencia a la que están expuestos los saharauis de los territorios ocupados que discrepan con los invasores. En cambio, con todo lo que el majzén tiene por delante para que la cacareada “democratización” deje de ser una promesa de las muchas que Mohamed VI ha incumplido, no deberían perder el tiempo con una pequeña e inofensiva asociación de mujeres, una de varias que hay en España…


A pesar de que la presidenta de la asociación distribuyó su intervención (por escrito, aquí está), a pesar de que se habló amplio y tendido de los acuerdos de Madrid, de su nulidad, del artículo 73 de la Carta de las Naciones Unidas (el que obliga a España a defender a los saharauis y sus intereses), ni una palabra en los textos de los periodistas que, en cambio, titularon con esa palabra que no se pronunció (corrupción) y desarrollaron en sus escritos ese tipo de mensaje que los saharauis identifican con el adagio propio de los mensajeros propios del majzén. Su objetivo evidentemente no era el de deacreditar al Frente Polisario, ni a quienes estuviésemos dispuestos a apoyar la iniciativa, sino sembrar la duda sobre la labor de las voluntarias saharauis en la campaña de la APDHE, especialmente de cara al masivo interés que la iniciativa está cosechando entre los propios saharauis tanto en los territorios ocupados como en los campamentos del Frente Polisario.


Cabe esperar que Salambuha Bubacar Lecuara y las compañeras que la apoyan no sean víctimas del desánimo y sigan adelante. No hay que desaprovechar ninguna alternativa a la guerra y los españoles podemos y debemos contribuir a ello con nuestras propias adhesiones para que, por fin, España cumpla con las resoluciones de la ONU y el derecho internacional. ¿Es que con el Sáhara no vale el "no a la guerra"? Pues, aquí va el link de la campaña:


http://www.apdhe.org/campa.htm
http://www.facebook.com/album.php?fbid=10150163278929413&id=599114412&aid=306455&l=866ab3e7e0

http://www.facebook.com/album.php?fbid=10150163278929413&id=599114412&aid=306455&l=866ab3e7e0

8 comentarios:

Antònia Pons Valldosera dijo...

Leí en el seboso y cochambroso nuevo portal del ínclito Chema Gil todo lo referente a esta iniciativa convenientemente modificado y salpimentado al estilo majzeniano. Creo que te nombra aunque ahora no recuerdo las palabras exactas. Algo así como que informabas de lo que te convenía porque en este asunto estar a favor de la Legalidad internacional nos convierte en sectarios/as (no se nos vaya a enfadar la Bibiana)
Casi me da un parraque al ver tu nombre en semejante estercolero.
Un abrazo.

Antònia Pons Valldosera dijo...

Aquí está

Ana Camacho dijo...

Querida, si tengo tiempo después de hacer el gazpacho de fin de semana, me lo leeré. En cualquier caso te lo agradezco porque tengo un baúl donde guardo una colección de este tipo de atenciones y esta me faltaba. Pero, de verdad, estoy convencida de que el objetivo no era mi modesta persona sino la campaña de la APDHE gracias que la mayoría no conocéis a Salambuha y que por ello se prestaba a ser vulnerable al intento de tergiversación. Buen finde, Antònia.

Poemario por un Sahara Libre dijo...

Aquí está la respuesta de Salambuha rectificando la sarta de embustes de Gi-li

http://poemariosaharalibre.blogspot.com/2011/07/respuesta-los-articulos-de-los.html

Poemario por un Sahara Libre dijo...

Dicen en concreto "Ana Camacho estuvo en todo momento sentada con el público pero interviniendo en la presentación apoyando y alimentado las palabras de las dos ponentes". Como en el "artículo" dice que las mujeres denunciaron la corrupción del Polisario "corruptos y dictadores" pues deja caer que tú opinas eso. En fin, de una sutileza increíble.

Antònia Pons Valldosera dijo...

Este Gi-li dice que es periodista pero no ha pasado de juntaletras (expresión que suele utilizar Ceci, mi hija que también es periodista)
Hay por ahí unos cuantos: el Gili, el Nachete,el Mariano el Alvarado (ja, ja, ja este se define como politólogo además) que son para echarles de comer a parte.
Ana, te alabo el gusto, me refiero al gazpacho. Lo primero es lo primero.
Conxi, admirada de su sutileza exquisita y de su compañerismo exquisito. Y como investigador no tiene precio. Me refiero a la tarjeta de identidad de Omar, el saharaui.

Ana Camacho dijo...

Querida Conxi, gracias también a ti por la aportación. El mismo día de este original sabotaje acababa de participar en un programa de radio (Por tierra mar y aire de Óscar Elía). Aquí no hay equívocos sobre lo que dije, incluyendo un pequeño recuerdo a la memoria de Said Dambar en el minuto 24:10 como ejemplo de "democratización" marroquí:
http://fonoteca.esradio.fm/201​1-07-24/por-tierra-mar-y-aire-​eeuu-al-borde-de-la-quiebra-31​152.html

Ellas Gritan Revolucion dijo...

Hola amigxs, soy Lala de Argentina, estoy tratando de ubicar a Salambuha Bubacar Lecuara para entrevistas sobre:la Asociación para el Desarrollo de la Mujer Saharaui y sobre el pedido de nulidad de los acuerdos de madrid.
es para un programa radial de argentina, de solidaridad con el pueblo saharaui, Desde el Sahara Occidental, ellas gritan revolución.

desde ya les agradezco cualquier informacion que me puedan compartir.

les dejo el mail: ellasgritanrevolucion@gmail.com

abrazos grandes desde este lado del charco

lala

Compartir en redes sociales