Una mirada a África como tablero de la geopolítica internacional

viernes, 3 de agosto de 2012

Retirada de los cooperantes en los campamentos saharauis. ¿Un show para qué?





Desfile escolar en una de las fiestas nacionales saharauis en los campamentos de Tinduf.
Foto: Ricardo Aznar

La súbita repatriación de 15 cooperantes de los campamentos saharauis del Frente Polisario, ha dado lugar a todo tipo de teorías conspiratorias: que si lo que hay detrás es una maniobra para cortar las ayudas al pueblo saharaui, que si el Gobierno de Rajoy ha cedido a un chantaje marroquí…Pese al dramatismo con que el ministro García Margallo anunció que había una amenaza de nuevo secuestro que exigía que un avión militar los devolviese sanos y salvo a la "patria" lo antes posible, no convenció a un público muy desconfiado con la gestión política (sea del partido que sea) cuando está de por medio el conflicto saharaui. Ha cundido así la sospecha de que algo se oculta en el show Alerta en el Sáhara del ministro que nada tiene que ver con el riesgo de un nuevo golpe yihadista en los campamentos de refugiados. Hay motivos para ello pero, ¿realmente el beneficiario de este golpe de efecto es Marruecos? 

En principio, la repatriación de quince personas no tiene porqué suponer el abandono del pueblo saharaui, como dicen las asociaciones de amigos del pueblo saharaui. No, si entendemos por abandono el fin de las ayudas del Gobierno español, que figuran en el mapa de prioridades de la cooperación con fondos del estado del Plan Director de la Cooperación Española publicado por el Ministerio de Exteriores (pag.213) o de otros folletos de la AECID (la Agencia Española para la Cooperación Internacional al Desarrollo) donde se subraya que Oriente Próximo y Magreb son las zonas estrellas para la ayuda gubernamental. 

La web del Ministerio de Exteriores sigue, como en tiempos de Zapatero, dedicando un apartado al pueblo saharaui donde se subraya la posición de España, como primer donante bilateral de ayuda a la población refugiada saharaui y supondría desde luego un gran ridículo que la retirada temporal de quince personas pusiese en jaque un programa que, para 2011, preveía una inversión de 14 millones de euros. 

Pero, sobre todo, resultaría sorprendente que un Gobierno español renunciase de golpe y porrazo a una estrategia (la de las ayudas solidarias) con la que desde 1975 derechas e izquierdas han venido desviando la atención de la opinión pública española del auténtico abandono infligido por los gobernantes españoles al pueblo saharaui: el de la asistencia política a la resolución del problema que genera refugiados saharauis con el falso pretexto (ya hemos dicho por qué) de que España firmó en 1975 los acuerdos de Madrid y, desde entonces, ya nada tiene que ver con el tema. 

 Recordemos a personajes tan nefastos para la causa saharaui como han sido Leire Pajín, Miguel Ángel Moratinos o Trinidad Jiménez anestesiando a sus votantes con eso de “fijaros lo solidarios que somos con el pueblo saharaui que vamos a aumentar...duplicar...cuadruplicar... las ayudas humanitarias a sus campamentos” "somos los que más damos ayudas a los saharauis".... Luego, entre bastidores, no sólo se saltaban a la torera el derecho internacional que exige a España mojarse políticamente para llevar a buen puerto la descolonización del territorio saharaui, sino que trabajaban para el enemigo, haciendo campaña a diestro y siniestro a favor de la solución anexionista marroquí y mirando para otro lado cuando las fuerzas ocupantes del Sáhara asesinaron, violaron y torturaron en Gdeim Izik.


Entrega el 21 de abril a los diputados del Congreso de los Diputados de la petición de la APDHE para que los partidos políticos se pronuncien sobre los acuerdos de Madrid.
Foto: Ricardo Aznar

Ya lo dijimos, el Gobierno de Rajoy no va a ser una excepción en esta dinámica cobarde y vergonzosa. Una pista de ello es la respuesta  (aquí tenéis el texto íntegro) que acaba de dar a la campaña de la Asociación Pro Derechos Humanos de España (APDHE) para que se declaren oficialmente nulos los acuerdos de Madrid. En el texto escrito en el que el Gobierno rechaza esta posibilidad, la ayuda humanitaria es de nuevo el elemento con el que desviar la atención del objetivo de la campaña de la APDHE que le pide al presidente Rajoy que de su opinión sobre si los acuerdos de Madrid de 1975 fueron válidos. En lugar de limitarse a un simple “sí” o “no”,´la respuesta que firma el jefe de gabinete de Rajoy, Jorge Moragas, obvia el asunto y se adentra en lo mucho que hace España con esa ayuda humanitaria que, como hemos comprobado, no sirve para resolver el problema que genera los campos de refugiados. Por ejemplo, dice: “El Gobierno español es también consciente de los sufrimientos de la población saharaui, especialmente la que está en campos de refugiados, y trata de aliviarla con ayuda humanitaria directamente o a través de ONGs o programas multilaterales financiados por España, lo que nos ha convertido en el primer donante bilateral a esos refugiados, habiendo aumentado exponencialmente nuestra ayuda de todo en los últimos años". 

Conclusión: que no cunda el pánico con el tema de la suspension de las ayudas. Lo cual no significa que haya algo que no cuadra en los argumentos con que García Margallo justificó la retirada de los cooperantes españoles. Como él explicó,ha habido un incremento de inseguridad en la zona por la actividad de bandas procedentes de Malí, una de las cuales se supone que fue la responsable del secuestro de los tres cooperantes recientemente liberados.. Pero, eso es así desde el pasado mes de abril, cuando la rebelión tuareg proclamó la independencia del estado del Azawad. Lo curioso es que, hasta ahora, al Gobierno español ni se había pronunciado sobre esta crisis saheliana. Además, cómo no pensar mal de una supuesta “amenaza” que no han visto el resto de los países con cooperantes en los campamentos saharauis (que declinaron la invitación española a subirse al avión militar español enviado a su supuesto rescate) y que , pese a tener su epicentro en Malí, tampoco ha motivado la retirada de los cooperantes españoles que hay en este país saheliano…

 ¿Hasta qué punto beneficia a Marruecos retirar a los cooperantes de los campamentos? Poco, ya que es notorio que si hay algo a la altura de la resistencia del pueblo saharaui es la constancia del apoyo del pueblo llano español que no le va a dar mucho margen a la moratoria de García Margallo.

En todo caso, lo que realmente beneficiaría a la política anexionista de Rabat sería un nuevo secuestro de cooperantes españoles, especialmente si la víctima pertenece a una de esas ONG que se ha declarado en rebeldía y dispuesta a volver a los campamentos en contra de la recomendación del ministerio de Exteriores. Imaginaos: de nuevo el tema convertido en un asunto que mantiene al personal enzarzado en una estéril y falsa batalla ideológica,  desde la derecha acusando a la izquierda de hacer viajes aventura con el dinero del contribuyente y la izquierda llamando facha a todo aquel que exiga el pago de los rescates a las ONG infractoras... Pero, con tanto aviso, sería el colmo que saharauis y argelinos se dejasen coger desprevenidos. ¿Para qué entonces tanto show de Alerta en el Sáhara con avión Hércules incluido? Habrá que seguir dándole vueltas al tema. Continuará 1.

5 comentarios:

Antònia Pons Valldosera dijo...

Por fin leo algo sensato, razonado y con lógica. Gracias Ana por este artículo.

SAID dijo...

Querida ana, la retirada de los cooperantes es un primer gesto de de rajoy hacia marruecos para decirles que lo que ha pasado antes de las elecciones entre marruecos y el pp era una malentendido y que el pp en el gobierno quiere mantener unas relaciones fluidas con marruecos.Se acerca la cumbre hispano-marroquí y hay que preparar el camino para unos nuevos proyectos que ayudan en la crisis y marruecos puede ofrecer mucho en este aspecto.
La posición política española con marruecos nunca va a cambiar venga el partido que sea y más si los dos partidos pp y psoe siguen gobernando a España.Marruecos es un pais de relaciones preferentes para dos paises como son EE.UU y francia que son los que manejan todo en este mundo y no teme a nada en sus decisiones para solucionar el tema del sahara.El Rey mohamed VI en su último discurso lo dice claramente que sólo acepta su proyecto de autonomía dentro de la unidad nacional y que está apoyado por muchos paises amigos, entre ellos sin duda España.Lo de margallo no es una excepción todos los ministros de exteriores españoles han temido siempre a las presiones marroquíes.Los saharauis debemos coger el toro por los cuernos y reanudar la lucha armada y no esperar ningún gesto de la política Española porque en 37 años nunca han hecho nada por los saharauis.En la mayoria de los paises de africa hay cooperantes Españoles, donde el terrorismo está presente y margallo no ha retirado sus cooperantes.Debo reconocer que los marroquies han trabajado duramente para ganar esta batalla porque llevan tiempo intentado fastidiar a los saharauis en el campo de la cooperación sabiendo que sobrevivimos gracias a la ayuda internacional,pero espero que el pueblo Español descubra las malas intenciones marroquies y seguiremos contando con la incondicional ayuda que nos ha ofrecido siempre.

Ana Camacho dijo...

Gracias a ti Antònia. Said, como habrás visto que yo sigo...saludos

SAID dijo...

esperamos verte por mucho tiempo.Das mucha vida a nuestra causa con tus maravillosos artículos.saludos

Ana Camacho dijo...

Pues ya tenéis el capítulo segundo, a ver qué os parece...

Compartir en redes sociales